Presentes para Casamientos

AA-6080 Cruz Bendición del hogar grande 12×12 cm

ver más

SU-5435 CRUZ MADERA 13X13CM BENDICION DEL HOGAR

ver más

CRUZ SEÑOR Y MAESTRO

ver más

CRUZ RESINA ESPÍRITU SANTO

ver más
ver más
ver más

Gracias por visitar nuestra tienda

Nuestra página está en constante actualización. Lo esperamos nuevamente !!

ver más

Matrimonio

Matrimonio

ver más

¿Qué es el Sacramento del Matrimonio?

El matrimonio es una sabia institución del Creador para realizar su designio de amor en la humanidad.

La unión conyugal tiene su origen en Dios, quien al crear al hombre lo hizo una persona que necesita abrirse a los demás, con una necesidad de comunicarse y que necesita compañía. ?No está bien que el hombre esté solo, hagámosle una compañera semejante a él.? (Gen. 2, 18). ?Dios creó al hombre y a la mujer a imagen de Dios, hombre y mujer los creó, y los bendijo diciéndoles: procread, y multiplicaos, y llenad la tierra y sometedla?.(Gen. 1, 27- 28). Desde el principio de la creación, cuando Dios crea a la primera pareja, la unión entre ambos se convierte en una institución natural, con un vínculo permanente y unidad total (Mt. 19,6). Por lo que no puede ser cambiada en sus fines y en sus características, ya que de hacerlo se iría contra la propia naturaleza del hombre. El matrimonio no es, por tanto, efecto de la casualidad o consecuencia de instintos naturales inconscientes.

El matrimonio es una sabia institución del Creador para realizar su designio de amor en la humanidad. Por medio de él, los esposos se perfeccionan y crecen mutuamente y colaboran con Dios en la procreación de nuevas vidas.

El matrimonio para los bautizados es un sacramento que va unido al amor de Cristo su Iglesia, lo que lo rige es el modelo del amor que Jesucristo le tiene a su Iglesia (Cfr. Ef. 5, 25-32). Sólo hay verdadero matrimonio entre bautizados cuando se contrae el sacramento.

El matrimonio se define como la alianza por la cual, - el hombre y la mujer - se unen libremente para toda la vida con el fin de ayudarse mutuamente, procrear y educar a los hijos. Esta unión - basada en el amor ? que implica un consentimiento interior y exterior, estando bendecida por Dios, al ser sacramental hace que el vínculo conyugal sea para toda la vida. Nadie puede romper este vínculo. (Cfr. CIC can. 1055).

Cuéntanos que estás necesitando